-- Clínica --

Enfermedades que se atienden



Trastornos de aprendizaje


El DSM-IV contempla como trastornos del aprendizaje una serie de dificultades en el aprendizaje de las habilidades académicas, particularmente lectura, cálculo y expresión escrita. Las deficiencias evolutivas en la adquisición o ejecución de habilidades específicas se suelen hacer evidentes en la niñez, pero con frecuencia tienen consecuencias importantes en el funcionamiento posterior. Estos trastornos suelen ocurrir en combinación, y con frecuencia comórbidamente con otros trastornos psiquiátricos tanto en el individuo como en las familias y en la práctica, los niños con estos trastornos de aprendizaje son descubiertos de forma secundaria. Los trastornos del aprendizaje implican déficits en el aprendizaje y la ejecución de la lectura, la escritura (no la caligrafía sino la expresión escrita) y el cálculo. Las personas con trastornos del aprendizaje presentan también normalmente un trastorno de la comunicación o de las habilidades motoras, quizás otros síntomas de disfunción cortical, problemas emocionales y motivacionales, o quizá trastornos psiquiátricos asociados.


Síndrome de Angelman


Es un trastorno neurogénetico que afecta al cerebro y provoca un perfil de características clínicas que incluye retraso motor, marcha atáxica, retraso mental con habla escasa o ausente, convulsiones, alteraciones del sueño, rasgos faciales característicos y comportamiento alegre. El síndrome de Angelman está causado por una pérdida de función de un o unos genes en la región 15q11-q13, el cual está relacionado con la impronta genética.


Fenotipo combinado


Entre la monosomía parcial del brazo corto del cromosoma 8, y la trisomía parcial del brazo largo del cromosoma 3. Muestra manifestaciones fenotípicas por consecuencia de la duplicación del fragmento del brazo largo del cromosoma 3, así como una similitud con el síndrome de Cornelio de Lange.


Síndrome de Dandy-Walker


Malformación del cuarto ventrículo e hipoplasia de vermis cerebeloso por defecto del desarrollo del mismo, antes de la diferenciación embriológica. Las manifestaciones clínicas pueden evidenciarse durante la lactancia, por crecimiento del cráneo en forma progresiva, por hidrocefalia principalmente.


Síndrome de Cornelia de Lange


El síndrome de Cornelia de Lange se caracterizada por retraso pre y postnatal del crecimiento; presenta rasgos faciales característicos, malformaciones músculo esqueléticas en manos, pies, brazos, y piernas, y otras malformaciones físicas. Los niños afectados pueden presentar también retraso psicomotor (retrasos en la adquisición de las habilidades de la coordinación, de la actividad mental y muscular) y retraso mental de leve a severo.


Hidrocefalia


La hidrocefalia es un desbalance entre la producción y reabsorción del líquido cefalorraquídeo (LCR) dentro del sistema ventricular cerebral. El LCR es un líquido claro que rodea normalmente a la espina dorsal y al cerebro. La hidrocefalia puede ser: Congénita - se nace con ella. Adquirida - cuando hay una lesión o enfermedad que hace que se desarrolle.


Parálisis cerebral infantil


Es la secuela de una afección encefálica caracterizada por un trastorno persistente, pero no invariable, del tono, la postura y el movimiento, que aparece en la primera infancia y no sólo es directamente secundaria a esta lesión no evolutiva del encéfalo, sino que se debe también a la influencia que dicha lesión ejerce en la maduración neurológica.


Retardo psicomotor


El retardo psicomotor en los niños está generalmente relacionado con lesiones o anomalías significativas en el sistema nervioso central . Este término hace referencia específicamente al retraso en el desarrollo de las destrezas cognitivas (como el lenguaje) y en el desarrollo de las destrezas motoras (como caminar). Pueden existir diferentes grados de retardo mental que comprenden el hecho de no lograr satisfacer ciertos hitos o acontecimientos fundamentales del desarrollo normal. Los niños pueden nacer con afecciones que causan retardo psicomotor. Dicho retardo puede también aparecer después del nacimiento, cuando el deterioro tanto de la función mental como de la función motora está relacionado con una enfermedad o accidente.


Trastorno generalizado del desarrollo


El autismo y el trastorno generalizado del desarrollo no especificado ("Pervasive Developmental Disorder-not otherwise specified," o PDD-NOS) son discapacidades del desarrollo que comparten muchas de las mismas características. Generalmente evidentes antes de los tres años de edad, tanto el autismo como el PDD-NOS son trastornos neurológicos que afectan la habilidad del niño en cuanto a comunicación, comprensión del lenguaje, juego, y su relación con los demás. En el DSM-IV (Sociedad Americana de Psiquiatría, 2000), el manual diagnóstico utilizado para clasificar las discapacidades, el "trastorno autista" está catalogado como categoría bajo el título de "trastorno generalizado del desarrollo." El diagnóstico de trastorno autista se hace cuando el individuo exhibe 6 o más de 12 síntomas catalogados a través de tres áreas principales: intercambio social, comunicación, y conducta. Cuando los niños exhiben conductas similares pero no cumplen con los criterios del trastorno autista, pueden recibir el diagnóstico de trastorno generalizado del desarrollo no especificado (PDD-NOS).



FUNDACION PASOS

Centro de atención al niño y la familia A.C.

.

.

lista de correos tumblr

Fundación

Áreas

Servicios

Cursos y Talleres

Eventos

Donaciones

.

.

Contacto

Aviso de Privacidad

Suscribete a nuestra lista de correos:

CRM